Tenemos un refran que reza “lo poco agrada asi­ como lo abundante enfada”. Si bien este puede adaptarse a diversas estados de la vida.

Tenemos un refran que reza “lo poco agrada asi­ como lo abundante enfada”. Si bien este puede adaptarse a diversas estados de la vida.

Existe el deseo sexual normal e igualmente conductas sexuales que podri­an ser destructivas

cuando se prostitucion de practicas sociales o comportamientos que conllevan un factor fisiologico, ciertamente encierra una certeza que popularmente tambien se repite bastante “todo en exceso permite dano”.

Asi como el superabundancia sobre azucar, el deporte, las dietas o el alcohol podri­an originar danos a nivel corporal, mental y no ha transpirado emocional, el pretension excesivo al sexo puede llegar a transformarse en un impedimento si no se identifica a tiempo, deteriorando las relaciones intimas e interpersonales.

“Cuando las personas audicion la palabra adiccion al sexo casi invariablemente tiende a burlarse desplazandolo hacia el pelo a no asimilar el sufrir de estas individuos. La totalidad de las adicciones, Del mismo modo que esta, son llevadas en privado causando un grado sobre padecimiento y no ha transpirado verguenza que afecta al individuo negativamente”, destaca la sexologa clinica, Lydia Delfino.

Pero aun hay el debate sobre lo que esta bien o mal en cuanto al afan sexual y las relaciones sexuales, las expertos concuerdan en ciertas conductas que se consideran nocivas asi­ como se relacionan a otros trastornos ampliamente investigado asi­ como reconocidos en el Manual Diagnostico asi­ como Estadistico de las Trastornos Mentales (DSM) sobre la Asociacion Americana de Psiquiatria.

Segun Delfino, los individuos con hipersexualidad “son personas promiscuas desplazandolo hacia el pelo dados a encuentros rapidos y no ha transpirado de una sola noche. Incurren en conductas peligrosas y no ha transpirado muchas veces desprovisto refugio con lo que eleva el peligro sobre contraer enfermedades de transmision sexual desplazandolo hacia el pelo inducir embarazos no deseados. Podri­an solicitar Ademi?s al voyerismo asi­ como el exhibicionismo por lo que todas estas conductas podri­an conllevar consecuencias negativas. Continue reading «Tenemos un refran que reza “lo poco agrada asi­ como lo abundante enfada”. Si bien este puede adaptarse a diversas estados de la vida.»